0

Almorox, en fiestas

Publicado por el .

plazadelalmorox

A poco menos de 70 kilómetros de la capital castellano-manchega y siguiendo la caretera que une Toledo con Ávila, el visitante se encuentra con Almorox, una buena opción turística para aquellos que gusten de la tradición y la cultura toledana. Pese a ser el último pueblo de la provicia y lindar con localidades madrileñas, Almorox se enorgullece de pertenecer a Toledo. Estos días, esta localidad de algo más de 2.700 habitantes censados celebra una de sus fiestas grandes, la del Cristo.

El domingo, los almorojanos se rinden al conocido como Cristo Grande, el de la Piedad, con misas y procesiones en su honor. Una fiesta por todo lo alto que tiene su pistoletazo de salida la noche antes con la conocida ‘pólvora’, un festival de fuegos artificiales que este año no se ha visto aguado por la lluvia. El domingo, rezos y cánticos para el patrón de más renombre. Pero los almorojanos no se olvidan de otro de los suyos, el denominado Cristo Chico, el de la Misericordia, que cuenta el día 4 de mayo con su propia procesión por lo alrededores de la ermita barraca del siglo XVII.

Precisamente este lugar sagrado, que se eleva sobre el pueblo, es uno de los grandes atractivos de Almorox, que además cuenta con una iglesia del siglo XVI, un Ayuntamiento con soportales al uso y un rollo de justicia o Picota donde los ancianos se reúnen a tomar el sol. Una visita rápida y agradable para disfrutar de la vida de pueblo que tanto llama la antención a algunos turistas.

Te puede interesar

Escribe un comentario